esenfr

Paloma Pastor, Embajadora de Segovia del Patrimonio Mundial

Paloma Pastor, Embajadora de Segovia del Patrimonio Mundial

Ferrara, ciudad italiana también declarada Patrimonio Mundial de la Humanidad, será el destino de Paloma durante más de 9 meses. Promocionar Segovia en el exterior, su riqueza patrimonial y cultural, son los objetivos de este programa.

Segovia participa, un año más, en el programa Jóvenes Embajadores del Patrimonio Mundial, que promocionará la riqueza patrimonial y cultural de la ciudad en el exterior.

Paloma Pastor Martínez, con 23 años y estudiante de la doble titulación de Turismo y Publicidad y Relaciones Públicas en el campus "María Zambrano" de la Universidad de Valladolid en Segovia, continuará su formación, gracias a la beca Erasmus, en Ferrara, Italia.

Para Paloma Segovia es un diamante en bruto, que tiene mucho que ofrecer. Su objetivo con este proyecto es “ayudar a cambiar la idea de que Segovia se visita en una mañana. Que es ese camino del Acueducto al Alcázar, pasando por la Calle Real y la Plaza Mayor. Creo que sirve para enseñar que esta ciudad es mucho más. Sus leyendas, su gente, sus museos, su historia, también son responsables de que haya sido nombrada Ciudad Patrimonio de la Humanidad.”

En su carta de presentación, Paloma escribe que “poder ser embajadora del patrimonio de Segovia en Ferrara puede ser algo muy positivo tanto para mi futuro profesional como para mi vida personal. La promoción de recursos culturales y de la ciudad como destino turístico, combina perfectamente las dos carreras que estudio. Puede ayudarme a conocer mejor el sector y a consolidar los conocimientos de la universidad de una manera más práctica, conocer a profesionales y a abrirme puertas de cara al futuro.”

Los jóvenes que participan en este programa de la OCPM (organización a la que pertenece Segovia) se comprometen a documentarse sobre el lugar Patrimonio Mundial al que representan, así como a contactar con las autoridades en destino, las delegaciones de Turismo, personal docente y alumnado de las universidades donde realizarán sus estudios para realizar presentaciones y otras actividades promocionales de la ciudad a la que representan. Así como promocionar Segovia como destino de Turismo Idiomático. Al finalizar su estancia en el extranjero deben elaborar una memoria del proyecto.

Los jóvenes embajadores de la OCPM, en compensación por esta misión, reciben una ayuda económica de 200 euros y una distinción del Ayuntamiento, acreditación que Paloma ha recibido de manos de la alcaldesa, Clara Luquero, y la concejala de Patrimonio Histórico y Turismo, Claudia de Santos.

La ciudad de Segovia es miembro de la Organización de las Ciudades del Patrimonio Mundial (OCPM) desde su constitución en Fez un 8 de septiembre de 1993. La OCPM reúne a las ciudades que, como Segovia, están inscritas en la lista del Patrimonio Mundial de UNESCO. Segovia fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1985.